Conéctate con nosotros

other sports

Baylor conquista por primera vez el título del baloncesto colegial

Publicado

en

Los imponentes Bulldogs se toparon con unos underdogs que mordieron con mucha mayor fuerza para romperles su marca perfecta en el momento adecuado para pasar a la historia. Baylor arrasó con el invicto de Gonzaga para conquistar su primer título en el NCAA National Championship del Final Four contra todos los pronósticos, pero apoyados en un inquebrantable espíritu de equipo y un talento inconmensurable.

Los Bears se impusieron por 86-70 para impedir que los Zags lograra una épica proeza, toda vez que la última vez que un equipo universitario logró ser Campeón sin ninguna derrota fueron los Hoosiers de Indiana en 1979 con marca de 32-0. Pero después del imponente juego de Baylor, Gonzaga manchó su perfección con la derrota más dolorosa posible para finalizar la temporada con marca de 31-1.

Jared Butler encestó 22 puntos y MaCio Teague 19 para liderar la victoria de los Bears en el Lucas Oil Stadium de Indianápolis. Y es que Baylor fue más físico de principio a fin, con defensa asfixiante, dominando los tableros y probando por qué fue el mejor equipo a distancia en la NCAA. Davion Mitchell mostró un variado repertorio ofensivo para mover los hilos del equipo en el momento preciso.

De hecho, un jumper de Davion aportó el primer enceste de una seguidilla de nueve puntos sin respuesta con el que dieron el primer revés. Era hasta entonces el déficit más amplio en la temporada para Gonzaga, que de hecho, se quedó atrás por hasta 19 unidades pero redujo diferencia a 10 en el medio tiempo. El mayor regreso de los Bulldogs en las últimas 10 temporadas era de 17 en 2015 contra Saint Mary’s, por lo que no parecía haber forma de revertir su desgracia.

Baylor tuvo una ventaja inicial de 31-14 sobre Gonzaga en la primera mitad. Solo dos equipos habían remontado una desventaja de 12 o más unidades para ganar el Campeonato Nacional cuando lo hicieron Loyola Chicago que perdían por 15 en 1963 y Kentucky terminó por caer por 12 en 1998.

Fue así que Baylor ganó su primer cetro nacional, al tiempo que consiguió su primera victoria sobre un oponente número 1 con todo y tener una racha de 0-8 en estos duelos y se convirtió en la quinta escuela de todos los tiempos en ganar sus dos juegos de Final Four por más de 15 puntos, uniéndose a 2018 Villanova, 1968 UCLA, 1960 Ohio State y 1952 Kansas.

Sigue leyendo
Click para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

other sports

Publicado

en

Sigue leyendo

other sports

Paige Bueckers, la nueva estrella del baloncesto femenil en los Estados Unidos

Publicado

en

El gran talento de Paige Bueckers para jugar baloncesto no es ningún secreto.

Su padre jugó como armador en el equipo de baloncesto en high school y entrenó a Paige hasta que ella estuvo en la escuela primaria. Él y la madre de Paige, Amy, se divorciaron cuando su hija tenía tres años. Paige se quedó en Minnesota con su padre mientras su madre se volvió a casar y se mudó a Billings, Montana. Bob trató de poner a Paige en muchos otros deportes cuando era niña, pero estaba claro desde el primer grado que iba a jugar al baloncesto toda su vida. En cuarto grado, la gente hablaba de la posibilidad de que ella jugara para una gran universidad. Para el séptimo grado, estaba jugando con estudiantes de secundaria. Para el octavo grado, estaba en el equipo de high school.

La vitrina de trofeos de Paige sería la envidia de algunas escuelas secundarias pequeñas. Ha ganado cuatro medallas de oro y tres títulos en torneos internacionales con el equipo del Baloncesto de Estados Unidos en su categoría. Es dos veces Jugadora del Año de Gatorade State y ha aparecido en todas las listas de All-America imaginadas y, por si fuera poco, ganó dos veces consecutivas el torneo estatal de Minnesota jugando para la high school de Hopkins. Y ahora recoge todos los elogios estando en una de las universidades con uno de los mejores programas de baloncesto femenil de la nación.

La estudiante de primer año de la Universidad de Connecticut (UConn) se unió al programa más condecorado de baloncesto universitario esta temporada como la recluta número uno de la nación. Rápidamente comenzó a superar esas elevadas expectativas mientras llevaba a UConn a un récord de 26 ganados y 1 perdido, para ser el equipo cabeza de serie No. 1 en el torneo de la NCAA y ahora un lugar en el 8 Elite.

Las estadísticas de Bueckers son impresionantes. En 26 partidos, promedió 19,9 puntos, seis asistencias, 4,7 rebotes y 2,4 robos. Ha disparado el 53,9% desde el campo – como guardia – el 85,7% desde la línea de tiros libres y el 46,7% desde la distancia de 3 puntos.

Esos números, junto con el éxito del equipo de UConn, le valieron los honores de Bueckers First-Team All-America de Associated Press y el premio Big East Player of the Year.

Con un esfuerzo de 31 puntos contra Carolina del Sur el 8 de febrero, Bueckers se convirtió en el primer jugador de UConn en anotar tres juegos consecutivos de 30 puntos. Ella estableció el récord de un solo juego de UConn de asistencias con 14 contra Butler el 27 de febrero. Sus 156 asistencias, y contando, son las más grandes de una estudiante de primer año de UConn.

Con esos datos y estadísticas de Paige Bueckers le han hecho merecedora a ser finalista para el Premio John R. Wooden 2021.

En su más reciente participación en el torneo de la NCAA, las Huskies de UConn ganaron 92-72 a Iowa para avanzar al Elite 8 de la NCAA.

Bueckers registró 18 puntos, nueve rebotes y ocho asistencias, quedándose cerca de conseguir un triple-doble.

Bueckers fue un poco más eficiente, pero los Huskies no necesitaron apoyarse totalmente en ella. Paige anotó seis puntos en tiros de 3 y agregó seis rebotes y cuatro asistencias en los primeros 20 minutos.

Sigue leyendo

Trending

es_MXSpanish